La Economía de las Cosas (EoT) copará al final de esta década el 10% del negocio IoT, según un estudio de SLT Partners para Vodafone

La Economía de las Cosas (EoT) copará al final de esta década el 10% del negocio IoT, según un estudio de SLT Partners para Vodafone

– 3.300 millones de dispositivos conectados realizarán transacciones comerciales entre sí en 2030

MADRID, 16 (SERVIMEDIA)

Unos 3.300 millones de dispositivos conectados comerciarán directamente entre sí en el mundo en 2030, según un estudio de la consultora de telecomunicaciones STL Partners para Vodafone.

El informe pronostica un crecimiento meteórico de los dispositivos conectados a la Economía de las Cosas (EoT) que podrán comerciar entre sí de forma independiente y segura, desde los 88 millones de dispositivos que se estiman para 2024.

El estudio sugiere que la EoT, un mundo en el que vehículos, dispositivos y máquinas pueden interactuar y realizar transacciones entre sí a través de una plataforma digital segura, representará más del 10% del mercado global del Internet de las Cosas (IoT), lo que supone una tasa de crecimiento anual compuesta del 68%.

Vodafone entró en el mercado de EoT en 2022 con Digital Asset Broker (DAB). Gracias a esta plataforma de EoT, las empresas de múltiples sectores pueden conectar sus productos a esta plataforma, que los verifica al instante como fiables y les permite automáticamente intercambiar y comerciar con datos y dinero a través de conexiones seguras y cifradas, en lugar de tener que crear sus propios sistemas. Además, los consumidores tienen la seguridad de saber que están tratando con dispositivos verificados por una autoridad fiable.

La operadora anunciaba recientemente su colaboración con el conglomerado japonés Sumitono Corporation para la creación de una nueva empresa dedicada a impulsar el desarrollo de EoT mediante el despliegue, por fases, de DAB. El objetivo principal de esta ‘joint-ventue’ es generar modelos y productos que creen nuevas fuentes de ingresos gracias a la información en tiempo real y el uso de los datos recopilados -desde el cobro automático de un coche de alquiler mediante pago por uso o suscripción al envío de información actualizada sobre el punto de recarga más cercano para conductores de vehículos eléctricos-. En la fase inicial de este proyecto el foco principal es la automoción y el transporte en Alemania y Reino Unido, para después extender este modelo a otros países europeos y Norteamérica.

Quizás también te interese:  La Forta apuesta por el entretenimiento y la cultura en su programación de verano

Según STL Partners, alrededor del 75% de los datos generados actualmente por dispositivos IoT conectados no pueden compartirse entre distintos dispositivos y sistemas, lo que supone un enorme valor que aún está por explotar.

El director general de DAB en Vodafone, Jorge Bento, explica que «el IoT siempre ha funcionado en silos, con dispositivos que sólo se comunican dentro del dominio del proveedor del dispositivo. La interoperabilidad sin fricciones entre dispositivos, personas y sensores en el dominio de IoT y más allá ofrece una enorme oportunidad de monetización para nuestros socios y clientes empresariales».

El informe predice que los vehículos conectados tendrán la mayor cantidad de dispositivos conectados a EoT en 2030. Esto se debe a que la telemática vehicular ya está relativamente madura y a que los datos que recopilan los vehículos para otros en el ecosistema tienen un gran valor. Los vehículos conectados y las infraestructuras inteligentes, como los puntos de recarga de vehículos eléctricos, los sensores de plazas de aparcamiento y los semáforos, ya pueden comunicarse y coordinarse directamente mediante la IoT.Por su parte, los bancos y las organizaciones que facilitan los pagos destinados a EoT también reconocen la relevancia de esta tecnología.