Joaquín Sorolla: El genio detrás de las pinturas impresionistas españolas

Joaquín Sorolla: El genio detrás de las pinturas impresionistas españolas

Joaquín Sorolla (1863-1923) fue uno de los más destacados pintores españoles del siglo XIX. Nació en Valencia y desde muy joven se interesó por la pintura. A los diecisiete años se inscribió en la Escuela de Bellas Artes de Valencia, donde estudió con Francisco Domingo y Mariano Fortuny. Después de completar su educación en Valencia, pasó a Madrid, donde fue aceptado en la Escuela Superior de Bellas Artes de San Fernando. Allí recibió formación en la pintura al óleo.

Influencias

Las obras de Sorolla están profundamente influenciadas por los artistas franceses del siglo XIX, como Jean-Baptiste-Camille Corot y Gustave Courbet, así como por el pintor español del siglo XIX, Mariano Fortuny. Se le considera uno de los mejores exponentes de la pintura impresionista española, y sus obras están marcadas por la luz y los colores brillantes de la costa mediterránea. Su temática abarca desde retratos y paisajes hasta escenas históricas y marinas. Su obra más famosa, La familia de Carlos IV, fue encargada por el rey Alfonso XIII y está considerada como una de las mejores obras de la pintura española del siglo XIX.

Exposiciones y Legado

Durante su vida, Sorolla fue reconocido como uno de los mejores pintores españoles y fue galardonado con numerosos premios. Participó en numerosas exposiciones nacionales e internacionales, entre las que destacan la Exposición Internacional de Arte de París de 1889 y la Exposición Internacional de Bellas Artes de Barcelona de 1902. Sus obras se exponen en numerosos museos de todo el mundo, como el Museo del Prado de Madrid, el Museo Sorolla de Madrid, el Museo Thyssen-Bornemisza de Madrid, el Museo Reina Sofía de Madrid y el Museo de Arte Moderno de Nueva York.

Quizás también te interese:  Joan Abelló, el pintor español que ha inspirado a tantos artistas modernos

Además de su arte, Sorolla también dejó un legado literario, ya que fue un entusiasta escritor y colaborador de varias revistas. En 1910, el Rey Alfonso XIII le otorgó el título de Marqués de los Vélez y en 1912, el mismo rey le encargó la decoración de la Capilla Real de la Basílica de El Pilar en Zaragoza. Joaquín Sorolla murió en 1923 a la edad de 60 años.

Obras más destacadas

Retratos

  • Retrato de Federico Madrazo (1895)
  • Retrato de la familia Sorolla (1907)
  • Retrato de su hijo Joaquín (1910)
  • Retrato de su hija María (1910)
  • Retrato de su mujer Clotilde (1914)

Paisajes

  • La playa de Valencia (1885)
  • La playa de San Sebastián (1903)
  • El puerto de Valencia (1905)
  • La playa de Valencia (1908)
  • El puerto de Valencia (1913)

Escenas históricas

  • La familia de Carlos IV (1903)
  • La toma de Valencia por Jaime I (1906)
  • La entrada de los Reyes Católicos en Granada (1908)
  • El nacimiento de la Constitución (1912)
  • El descubrimiento de América (1918)

Joaquín Sorolla fue uno de los más destacados pintores españoles del siglo XIX. Sus obras están marcadas por la luz y los colores brillantes de la costa mediterránea, y abarcan desde retratos y paisajes hasta escenas históricas y marinas. Sus obras se exponen en numerosos museos de todo el mundo, y ha dejado un legado literario a través de sus colaboraciones en varias revistas. Sus obras más destacadas incluyen La familia de Carlos IV, Retrato de la familia Sorolla, La playa de Valencia y La toma de Valencia por Jaime I. Joaquín Sorolla fue uno de los mejores exponentes de la pintura impresionista española y su legado sigue vivo hoy en día.

Quizás también te interese:  Conozca la Historia de Francisco Durrio: el Grandioso Artista del Siglo XVIII